Eran épocas de lluvia cuando decidieron ir en busca del búnker perdido. Llevaban más de tres horas buscando en el bosque entre la yerba crecida la entrada del supuesto alojamiento subterráneo. Se trataba de su octava hazaña como caza leyendas.

Dael Amado y su esposa Aura Araiza eran un matrimonio joven que sin hijos se dedicaban a desenterrar y explicar los orígenes de algunas leyendas locales. Había resultado exitoso y a la vez divertido hacerlo. En un principio Aura tenía mucho miedo de acompañar a su esposo ya que su condición emocional le hacía temblar incluso en la oscuridad.

Llevaban dos semanas alojados en la región tratando de localizar el lugar. Aura intentaba desde hace tiempo decirle algo importante a Dael, aunque el estrés que se acumuló debido a la intensa búsqueda hizo que tuviera que esperar el momento oportuno para hacerlo.

Dael ganó la confianza de su esposa y en cada viaje que emprendían Aura iba perdiendo el miedo y empezaba a familiarizarse con lugares desolados, oscuros e intransitables.

Cuando ya estaban a punto de rendirse y abandonar ese día aquel bosque solitario Aura pisó una trampilla de madera que cedió al instante por la humedad que había absorbido la vieja madera. Dael la tomó por el brazo y la ayudó a sacar su pierna del agujero que había hecho. Los dos sonreían; habían encontrado el búnker.

El pueblo más cercano estaba a diez kilómetros de distancia, un anciano llamado Himerio los había conducido a la mitad del camino hasta que decidió que sus piernas ya no podrían más, aunque su mirada decía otra cosa: más bien quería estar lo más alejado del bosque. Como la mayoría de los habitantes del pueblo, no quiso hablar mucho acerca de la leyenda del mural de los lamentos. Éste se encontraba en el pasillo de un búnker que servía como una fábrica de armas clandestina que operaba durante la segunda guerra mundial.

about Diego Hernandez

Amante de las letras, compongo historias que resuenan entre murmullos, desde el lugar más recóndito de mi mente. Mis ojos conectan lo que el puño escribe.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

You may use these HTML tags and attributes:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>